Zuecos muy ligeros (menos de 230g) cómodos y antideslizantes, ideal para hospitales, previenen la aparición de bacterias y malos olores, completamente lavables a máquina hasta a 40º.